La campaña multiplica por cuatro el número de inspecciones respecto a las realizadas el pasado año

La consejería de Desarrollo Económico, en el marco del Plan de Inspección Industrial 2017, prevé realizar 8.820 inspecciones en 1.500 establecimientos de la Región, lo que supone un 440 por ciento más que en campañas anteriores.

Según ha informado el consejero Juan Hernández, “este aumento de inspecciones se debe a que ahora, con la simplificación administrativa se elimina la carga burocrática de la revisión de los documentos de los expedientes, por lo que los inspectores pueden salir más a la calle”.

El consejero ha afirmado que “con las inspecciones se conciencia a los empresarios de la responsabilidad adquirida como consecuencia de la simplificación administrativa y se aumenta la vigilancia del buen uso de los fondos públicos destinados al fomento de la eficiencia energética y energías renovables”.

En cuanto a las sanciones ha explicado que la normativa establece que la inexactitud, falsedad u omisión en cualquier dato, o manifestación sobre el cumplimiento de los requisitos exigidos señalados en la declaración responsable o la comunicación aportada por los interesados y la realización de la actividad sin haber realizado la comunicación o la declaración responsable cuando alguna de ellas sea preceptiva, están tipificadas como faltas.

La cuantía de las sanciones varía según el tipo de infracciones. Así, las leves conllevan una multa de hasta 30.000 euros en el régimen minero, por falta de colaboración con la Administración.
Las graves suponen multas que pueden alcanzar los 300.000 euros en el régimen minero, en cuanto a defectos de mantenimiento.

Locales de pública concurrencia y polígonos industriales serán objeto de inspección

Las infracciones muy graves conllevarían una multa desde los 90.151 euros en seguridad industrial y hasta 1.000.000 euros en el régimen minero, después de un accidente o reincidencias.

Las inspecciones que se llevarán a cabo en este plan son de dos tipos, auditorías por sectores y muestreo. Las auditorías se realizan a instalaciones existentes, y la dirección general de Energía incidirá en locales de pública concurrencia (grandes centros comerciales) y en polígonos industriales. Aquí está previsto efectuar 2.435 inspecciones relacionadas con la seguridad industrial y 277 con la seguridad minera.

Respecto a los muestreos, se llevarán a cabo un total de 6.108 inspecciones, de los que 4.000 serán sobre el control documental de las declaraciones responsables, 1.012 en relación a procedimientos sujetos a autorización administrativa previa y 410 sobre instrumentos de medida.

Además de 93 relacionadas con subvenciones dadas este año, 395 para controlar las autorizaciones mineras, 30 sobre certificaciones energéticas de edificios, 140 relacionadas con el control de subvenciones de fondos Feder y 28 en establecimientos ‘Seveso’, es decir, en instalaciones en las que se trabaja con materiales sensibles y donde podrían producirse accidentes graves.

Contacta con nuestros profesionales que te asesorarán sobre todos los requisitos que deben cumplir tu empresa de carra a posibles inspecciones, y que puede evitarte sanciones importantes.