Las contribuyentes con hijos podrán beneficiarse de nuevas ayudas que incorpora este año la declaración de la Renta

Desde el pasado 2 de abril ya pueden presentarse las declaraciones de la renta 2018, cuyo plazo se alargar el próximo 1 de julio, salvo en los casos con resultado a ingresar y que quieran domiciliarse, que tendrán que ser presentados el próximo 26 de junio como fecha límite.

Las familias con hijos pueden beneficiarse de nuevas ayudas fiscales que incorpora este año la declaración de la Renta, ademá de las ya incluidas en ejercicios anteriores.

Mínimos por hijos

Los mínimos personales y familiares corresponden a la cantidad de la base liquidable que no está gravada por el IRPF. En la actualidad, y a modo de resumen, al mínimo personal -que abarca 5.550 euros- se añaden 2.400 euros por el primer descendiente, 2.700 euros por el segundo, 4.000 euros por el tercero y 4.500 euros por el cuarto y siguientes vástagos. Estas cantidades mínimas suben en 2.800 euros cuando el hijo tenga menos de tres años de edad.

Deducción por maternidad

Existe una deducción por maternidad -para mujeres que trabajan por cuenta propia o ajena- de 1.200 euros anuales que también se puede abonar de forma anticipada mediante 100 euros mensuales desde el nacimiento del hijo hasta que éste cumpla tres años. Como novedad este año, la deducción por maternidad se podrá ampliar en hasta 1.000 euros anuales cuando se hayan desembolsado durante el año pasado cuotas en guarderías o en centros de educación infantil autorizados por las comunidades autónomas.

Familias numerosas

Las familias numerosas cuentan con una ayuda fiscal de 1.200 euros anuales o de 2.400 euros si se trata de familias numerosas de categoría especial. En esta campaña se introduce como novedad el incremento de la deducción por familia numerosa en 600 euros (a partir del cuarto o sexto hijo). También existe otra deducción de 1.200 euros anuales por cada descendiente con discapacidad.

Tal y como recuerdan en la página web de la Agencia Tributaria, si dos o más contribuyentes (por ejemplo, el padre y la madre) tienen derecho a la aplicación de esta deducción, su importe se dividirá entre ellos por partes iguales.

IRPF exento de las prestaciones

Las prestaciones de maternidad y paternidad están exentas de IRPF tras la sentencia del Tribunal Supremo del pasado octubre. Aquí también se han incluido las reconocidas por las mutualidades de previsión social que actúan como alternativas al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos. Los contribuyentes que fueran padres y madres en 2018 no deben realizar ningún trámite particular, tan solo revisar que estos rendimientos no están incluidos en la declaración de la Renta.

En Aseryde, nuestro expertos fiscales te asesorarán sobre las novedades que trae la declaración de la renta del año 2018 para que te beneficies de todas las deducciones a las que tienes derecho por tus circunstancias personales y familiares. CONTACTA CON NOSOTROS!! 

Y personalmente en nuestras oficinas en C/Constitución 24, de Cieza.